¡Qué punch, Juan Chacón!

Por: Álvaro Álvarez Díaz
Foto: Juan Carlos Roque Alonso

El prestigioso torneo nacional de boxeo “Playa Girón”, comenzará en Santiago de Cuba el día 21 de este mes, con la presencia de varios medallistas panamericanos, olímpicos, y mundiales, así como otros que aspiran a ubicarse entre los primeros en sus respectivas divisiones, para encarar los compromisos internacionales de este año.

A propósito del pugilismo, hoy les presento a una de las glorias deportivas de Contramaestre, que transitó por los cuadriláteros de varias provincias del país, en la década de los años cincuenta del siglo XX…me refiero a Juan Chacón, quien además de haber sido un fuerte pegador encima del encerado, primero como amateur y después como profesional, es una excelente persona y muy asequible al diálogo…

“Tengo que decir, primero, que nací en la comunidad de Dos Palmas, municipio de Palma Soriano, ubicado a unos 43 kilómetros al este de Contramaestre, el día 12 de Julio de 1937. Residí después, en el hoy territorio de Tercer Frente, en las estribaciones de la Sierra Maestra y a la edad de 12 años mis padres me trajeron a éste pueblo, del cual no me he podido desprender jamás”.

¿Y el vínculo con el boxeo?
“Siempre me interesó, precisamente aquí comencé a tirar los primeros golpes..el viejo quería que yo fuera herrero, no estaba de acuerdo con el boxeo, sin embargo yo me escapaba casi todos los días y llegaba al gimnasio de Leopoldo Sorribes a ver como era eso, hasta que inicié la práctica del boxeo amateur, ¡claro!, medio convencí al viejo, ahí conocí a Sarbelio Fuentes, Alcides Díaz, William Betancourt y “Pirolo” González, que eran muy nombrados por aquella época”.

“En total estuve en 76 combates y perdí trece, a la gente le llamaba la atención la fuerte pegada. Una vez logré tumbar dos veces a José de los Santos, uno de los mejores en la zona, después en la antigua Valla de gallos, lo que es hoy la Escuela Primaria “Onelio Díaz”, le di KO a Víctor Prego, en ese instante un amigo de mi padre que trabajaba transportando maíz para La Habana, me invitó a irme con él a probar suerte a la capital”.

Pero…¿y los entrenadores le dieron el visto bueno a su decisión?

“Si usted supiera, los encargados de prepararnos nunca se oponían a las oportunidades, una historia parecida tuvo Sarbelio. Bueno….llegué, por suerte al gimnasio de Manolo Fernández, allí entrené con Kid Tunero y el entonces aprendiz de preparador Alcides Sagarra. Conocí también a Ciro Moracén, Puppy García, “Mantequilla” Nápoles, Kid Gavilán y el gran Rocky Marciano, qué clase de peleador, ñoooo”.

“Empezó una historia distinta, el profesionalismo, ahí repartí rectos, ganchos, swines, subí 32 veces al ring y sólo perdí cuatro combates. La última fue ante Pedro Miranda en las 147 libras, quien me noqueó en diez asaltos y fue tanto el castigo que perdí casi totalmente la audición, ya no era lo mismo. Vine a Contramaestre y en unos días de asueto recibí el impacto que más he agradecido en mí vida, el de mi actual esposa Gladys Wanton, enemiga a ultranza del boxeo”.

Situación de compromiso…¿cómo resolvió, usted?
“Fácil….se acabó el boxeo, primero mi salud, es cierto que yo pegada duro, pero recibía también y segundo me enamoré. Vine a trabajar al sector del transporte, comencé a crear mi familia, tengo tres hijos, ninguno es boxeador, pero todos bien preparados profesionalmente y mi orgullo para siempre”.

Chacón, usted ha visto muchos boxeadores…¿cuáles le han impresionado?
“Ohh, el gran Stevenson, peso completo con dominio de la técnica, elegante en los movimientos, pegada mortífera..¡¡¡cuantos atributos!!!, ¿quién más los tiene?….. También Adolfo Horta y Emilio Correa, para mí los mejores, lógicamente sin creer que es la verdad absoluta. Soy amigo personal de Alcides Sagarra a quien considero el mejor”.

¿Y Contramaestre?
“Aquí hubo uno muy bueno, el minimosca Felipe Álvarez Ramírez, estuvo entre los mejores de Cuba en su momento, participó en eventos internacionales, hoy es entrenador. Por suerte me dicen que hay varios técnicos y activistas en cinco áreas del municipio, se aprecia interés por aportar a los centros de alto rendimiento, aunque no podemos olvidar que pertenecemos a la provincia de Santiago de Cuba, lo que algunos consideran la meca del boxeo en el país, es difícil llegar pero, no imposible.

Ahora voy a disfrutar del “Girón”, hay que seguir a los santiagueros Carlos Banteur, José Ángel Larduet y Arisnoide Despaigne. Nada, que no me puedo desvincular del boxeo, compay, ese es mi segundo amor….después de Gladys, por supuesto…¡¡¡¡Qué punch!!!!

1 comentario

Archivado bajo boxeo, Chacón, Ciro Moracén, Contramaestre, entrenadores, Girón, santiago de cuba, Sarbelio Fuentes, Sin categoría

Una respuesta a “¡Qué punch, Juan Chacón!

  1. Increible historia.
    Es impresionante. Tengo que reconocer que no conocia a este hombre, aún viviendo en su mismo pueblo. Creo que hay que darles mas publicidad a estos grandes hombres del deporte que han pasado por nuestro municipio. Ellos tienen muchas historias interesantes que contar cada dia.
    Gracias Alvaro por aumentar nuestra cultura deportiva.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s